Metro en Bogotá | Movilidad en Bogota
Metro en Bogotá

DOC. OFICIALES

Abril 3, 2012

La construcción de un sueño: un transporte público Organizado, eficiente y humano

More articles by »
Written by: Metro en Bogotá
Etiquetas:
Por: Rigoberto Lugo – Subgerente Económico de TRANSMILENIO

Resumen reflexión Documento original. El señor Rigoberto Lugo se desempeño como Tesorero del Distrito en administraciones anteriores y como Gerente Financiero de Transmilenio y SITP

El presente artículo condensa los principales fundamentos económicos que se tuvieron en cuenta para el diseño del Sistema Integrado de Transporte Público –en adelante SITP– de la ciudad de Bogotá, tal vez el  proceso de modernización más revolucionario en materia de ordenamiento del transporte público en una ciudad de América Latina.

El SITP sin duda transformará en muchos sentidos las costumbres y modo de vida de los bogotanos; exigirá a los empresarios del transporte inversiones gigantescas y un modelo empresarial competitivo y eficiente.

Algunas cifras preliminares ratifican las dimensiones del proyecto: Las inversiones del sector privado en este modelo del orden de los $2.4 billones en los próximos 18 meses, contribuirán a mejorar el empleo de la ciudad mediante la creación en un número superior a 40.000 empleos directos repartidos entre conductores, personal profesional, administrativo y técnico, y más de 75.000 indirectos, contribuirán a la formalidad empresarial y laboral del sector, con claros beneficios en seguridad social, y en materia impositiva, pues son puestos de trabajo sostenibles en el futuro.

Esto se hace más necesario pues las voces que se han escuchado a través de los medios sobre la percepción de este proceso, han estado cargadas de juicios de valor o de especulaciones débilmente soportadas y casi siempre interesadas más bien en desorientar

Por esta razón es necesario hacer conocer los argumentos económicos que están involucrados en el SITP y ojalá  volverlos pedagógicos para un mayor entendimiento de la comunidad y de los usuarios.

El reto ahora es la implementación gradual del sistema, que implica la articulación de procesos muy complejos, unos de responsabilidad del Estado y otros de responsabilidad de los particulares.

Comprar y operar 50 buses tiene un costo aproximado 50 veces superior a comprar y operar un bus.

La única manera de romper la cadena de inequidades e ineficiencias, no solo de la industria sino sociales, era formalizando la actividad. Bogotá dio el primer paso con el Sistema TransMilenio. En efecto, con este modelo rige una relación contractual entre el distrito y los operadores que permite reglamentar y monitorear estrictamente las características de los vehículos, las rutas, las frecuencias y las relaciones laborales de este sector.

Con la implementación del TransMilenio, además, se ha introducido eficiencia en los principales corredores de la ciudad porque es posible optimizar las relaciones oferta y demanda en cada hora del día para controlar el índice de ocupación de los buses.

Se mostró de esta forma que contratos bien estructurados permiten organizar el sector delegando en el sector privado el manejo de los activos y la operación del servicio y en las autoridades la regulación de sus condiciones.

Cabe recordar que el manejo por parte del sector público del transporte urbano fracasó en la ciudad hace algunas  décadas, lo que obligó a la liquidación de la Empresa Distrital de Transporte Urbano.

La experiencia de más de 10 años del sistema TransMilenio ha demostrado, a pesar de los problemas en los últimos años por aglomeración en las horas pico debido a la incapacidad de la oferta para atender la demanda en esas horas y la percepción de mal servicio que se deriva de ello entre los usuarios, que este modelo es muchísimo más eficiente y efectivo que lo que ha sido la tradición del transporte público colectivo. Esto es cierto no solo en materia económica y fiscal, sino en lo social y ambiental también.

Las eficiencias del sistema están demostradas y comparadas a nivel internacional. Solo para mencionar, el número de viajes diarios por kilómetro en el Sistema TransMilenio es de 4984, mientras que en el transporte público colectivo es de 779, es decir 6 veces menos.

Esto es posible, en el primer caso, por el uso eficiente de la flota, ya que para alcanzar este número de viajes, utiliza una flota de 1740 vehículos, en

Tanto  que en el colectivo se emplean 16.273 buses, busetas y colectivos.

Leer más. El ahorro en consumo de combustible es del 59% …

Notas Relacionadas






8 Comentarios


  1. Javier H

    Yo veo un panorama muy positivo: Ya empezaron a trabajar en lo más importante, sacar a corruptos. Todavía quedan! Ya le dieron vía libre al metro ligero por la carrera 7. Ya el SITP empieza a trabajar en forma, o al menos inicia al final del mes de Junio. Incluso, el Sr. Petro ya entendió que si pretende tomar decisiones él solo, puede pasar toda su administración sin concretar nada. Ya hubo unos trabajos iniciales de estudio con el COMPES para el trazado de la ruta del metro pesado, y por lo que entiendo, por ahora ya no va! Deberían aprovechar estos estudios para también hacer de una vez, otro metro ligero entre el portal de Las Américas y el centro de la ciudad. Lo mismo se debe hacer para la ruta hacia Suba propuesta por el Sr. Petro. El espacio de las actuales vías férreas, están perfectas para adaptarlas al Sistema de Transporte Inter-Urbano (TRT) Track Rapid Transit. ¿Qué más esperan señores dirigentes? Hagan que realmente nos sintamos orgullosos de Uds.
    Att,
    Javier, “mitiChi”
    Como me dicen mis estudiantes.


  2. Henry Ayala

    Hay comparaciones bastante obvias, TM utiliza menos buses porque opera en corredores específicos, con recorrido directo, monopoliza la demanda y elimina la competencia.
    El transporte colectivo utiliza en cambio rutas mas largas, con un origen y destino que busca pasar por donde esta la demanda local de pasajeros, pero entra en competencia con varias empresas que comparten el recorrido y no cuenta con infraestructura adecuada en la mayor parte de los barrios, su tarifa es mas económica que Transmilenio, pero aún así es un buen negocio, tanto que se disputan el manejo del SITP.
    Queda la duda sobre si la eficiencia debe redundar en un menor costo, o solo es una excusa para crear una burocracia que se alimenta del transporte, que replica lo que sucede en todos los entes del estado, donde la administración se convierte en una carga mayor a los costos reales del servicio que se presta; o solo es la utilización de formulas financieras para inflar los costos a cuenta de asumir “riesgos” financieros y manipular los costos operativos para aumentar el margen de ganancia.


  3. Henry Ayala

    Es cierto que Transmilenio es mas eficiente que el transporte público, comparando las ventajas que tiene en infraestructura, no comparte la vía con los particulares, las fases semafóricas tienen prioridad para el TM, pero a pesar de estas ventajas, que las ha pagado la ciudad y por lo tanto no están incluidas en la tarifa, esta es la mas alta de Sudamérica, algo incomprensible, cuando la demanda de pasajeros esta garantizada y es un gran negocio, los usuarios son atropellados por este alto costo y mal servicio por causa de la operación especulativa, esperemos que el SITP no sea lo mismo, pero las esperanzas son pocas.
    Al parecer la organización no implica eficiencia en los costos, mentira de mentiras.


    • Esteban Giraldo

      Henry para esto necesitamos que sea el Gobierno o el Distrito… no se… que subsidien parte de la movilidad de los ciudadanos, como funciona en otras ciudades ese es un ideal lograr transportarnos con tarifas moderadas pero debemos tener presente que hay unos costos operacionales esos costos son los que impiden reducir las tarifas como nosotros queremos


  4. Johanna Camargo

    De acuerdo, si queremos que Bogotá mejore su movilidad es necesario que el Gobierno Distrital le apueste al SITP sin desinformaciones ni juicios de valor, con objetividad, con estudios técnicos y sin etiquetar la labor del empresario, no está mal ser empresario en Bogotá, lo importante es que estas personas cumplan esos contratos con responsabilidad y rigor técnico, y que usuarios, Gobierno, sector privado y expertos aporten desde su rol para que el SITP arranque satisfactoriamente, por ejemplo, dónde están la infraestructura de los paraderos? se van a tener semaforos sincronizados con el SITP? carriles señalizados con preferencia para el transporte público? si queremos que Bogotá se mueva realmente, hay que aliviar la carga del transporte particular, y esto se logra únicamente si se mejora el transporte público, Alcalde, por favor, en vez de hacer tanto ruido con el tranvía, apoye el SITP, articule bien el masivo, y ponga a trabajar a sus técnicos para que el SITP arranque bien, la etapa de revisión de contratos YA SE CULMINO, ahora está la etapa de la IMPLEMENTACION, a trabajar!!!


    • Esteban Giraldo

      Claro que si Johana ese debería ser el principio de todas las cosas, ojala empiece esa implementación que mencionas porque hasta ahora pareciera que no hay quien haga esas implementaciones. En realidad es como si estuvieramos todavía en campaña política para la alcaldía, ya no más discusiones de x o y o z contrato a trabajar!



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *