Metro en Bogotá | Movilidad en Bogota
Metro en Bogotá

MOVILIDAD

Junio 7, 2011

Metro es una prioridad

More articles by »
Written by: Metro en Bogotá
Etiquetas:

Entrevista María Fernanda Campo, con María Isabel Rueda. Fuente: eltiempo.com
Para el Gobierno Nacional el metro de Bogotá es una prioridad, pero tiene que quedar bien hecho. ¿Qué hice en este mes? Suspendí temporalmente la contratación de dos consultorías, porque en este momento está en curso un estudio sobre demanda del metro, por petición de Planeación Nacional, que debe terminar en julio. ¿Cómo se iba a contratar un estudio de ingeniería básica de diseño y uno sobre impacto ambiental, si todavía no se ha definido el trazado definitivo del metro? Se suspendieron temporalmente esas consultorías mientras se define un aspecto básico del metro: el trazado detallado de la ruta.

Lea la entrevista completa:

¿Cómo prefiere que le diga: Ministra o Alcaldesa?

Depende del tema que me vaya a tratar.

Entonces comienzo con la Ministra, su cargo titular. ¿Qué hará usted por la educación que no hubiera podido hacer su antecesora, Cecilia María Vélez?

Si algo hay que reconocer, además de los avances en seguridad del gobierno del presidente Uribe, son los grandes avances alcanzados en el sector educativo. Yo construiré sobre lo construido. Todavía hay enormes retos para superar: mejorar la calidad de la educación y cerrar las grandes brechas de inequidad entre unas regiones y otras, y entre el sector oficial y el privado.

¿Es cierta la afirmación de que el anterior gobierno avanzó en cobertura educativa pero se rajó en calidad?

Alcanzamos cobertura universal en educación básica primaria y secundaria. No lo hemos logrado en preescolar ni en los grados décimo y once. Y en calidad, Colombia, además de las pruebas nacionales, está participando en pruebas internacionales como la Pisa, lo cual es un avance, pero en esas pruebas nos va muy mal. Estamos en el nivel más pobre en materia de calidad. La gran apuesta de este gobierno es por mejorar la calidad de la educación en todos los niveles. Nada genera más inequidad que una educación de mala calidad.

¿Es un sueño pensar en una Colombia bilingüe?

Por supuesto que no, pero tomará muchos años. La dificultad es que no hay suficientes docentes bilingües. La meta en el 2014 es que mínimo el 40% de los bachilleres tenga un buen nivel de inglés.

Ahora voy a hablar con la Alcaldesa, porque esta es la primera entrevista que concede en esa condición. ¿Cómo la convenció el Presidente para que aceptara encargarse de semejante chicharrón bogotano?

No me convenció, simplemente me informó que me había puesto este encargo, lo cual es un gran honor y un voto de confianza que agradezco inmensamente. Yo estaba en el auditorio de Corferias, en un evento ante más de mil personas en la Feria Internacional del Libro, presentando el Plan Nacional de Lectura y Escritura, en el cual vamos a invertir cerca de 100.000 millones de pesos. Estaba explicando su importancia como parte del Plan Nacional de Mejoramiento de la Calidad. En ese momento, el jefe de seguridad sube al escenario e interrumpe mi presentación (yo con Power Point y micrófono): “Que la necesitan urgentemente de Presidencia”. Digo: -Perdón, ya vuelvo, les pido un minuto de paciencia. Respondo el teléfono y al otro lado está el Presidente, que me saluda y me dice: “La acabo de designar alcaldesa encargada de Bogotá”.

No le dio chance de decir sí o no…

La verdad, no… En fracción de segundos pensé que me tocaba renunciar al Ministerio, por lo que mi reacción inmediata fue decirle: -Presidente, ¿por qué me va a cambiar? ¡Si estoy feliz en mi Ministerio! Él se murió de la risa y me dijo: -No Ministra, yo no la voy a cambiar, necesito su colaboración durante unos pocos días. Regresé transfigurada al escenario.

En la ocurrencia del Presidente debió influir que para usted la capital no es un tema nuevo. ¿Cuántos años duró al frente de la Cámara de Comercio de Bogotá?

Quince años. Diez como presidenta ejecutiva.

Ahora que le ha tocado manejar los problemas que había diagnosticado, dígame: ¿Cómo se ha blindado contra uno de sus principales, la corrupción?

Es evidente que llego en un momento muy difícil a la Alcaldía, con una crisis enorme. Lo primero que dije fue que iba a trabajar con total dedicación por la ciudad y por cuidar su patrimonio. Apenas me posesioné, fui a la Procuraduría para solicitar acompañamiento preventivo para todos los procesos que se están desarrollando en la ciudad y los que se vayan a desarrollar hacia delante.El reto era no paralizar a la ciudad durante esta interinidad, ¡pero tampoco permitir que se la siguieran robando!

El día de mi posesión, después de mi reunión con el Procurador, me reuní con el alcalde Samuel Moreno para que este me entregara el cargo. Le pedí que me convocara a todo el Consejo de Gobierno. “Puede que esté aquí unas horas, o unos días -les dije-, pero Bogotá no se puede paralizar, los bogotanos no se lo merecen”. Y los invité a que trabajáramos juntos.

A propósito, perdón la interrumpo, ¿prefería que fueran días o semanas?

Días. Creo que la hora de mi reemplazo se acerca. Pero, le insisto, mi reto era no permitir que se paralizara el avance de la ciudad. Por eso, inmediatamente reuní a los secretarios y les pedí que me dijeran cuáles eran sus proyectos más importantes, los que estaban comprometidos a terminar en el presente año. Y como podía utilizar esa situación privilegiada de estar en el gabinete presidencial y al mismo tiempo ser la alcadesa de la ciudad, me propuse estudiar qué cosas del Distrito podía acelerar desde el Gobierno, y qué propósitos del Gobierno podía agilizar desde el Distrito.

Pues pocos alcaldes tienen semejante llave. ¿Cómo la usó?

En estas cuatro semanas, para atender a los afectados y mitigar el impacto de la ola invernal, logramos la aprobación de 80.000 millones de pesos de Colombia Humanitaria. Y se logró un acuerdo muy importante con el Gobernador de Cundinamarca, la CAR y Colombia Humanitaria para comenzar unos trabajos en el río Bogotá, porque hay un riesgo de que se pueda desbordar.
¡Y todos los bogotanos para la clínica!
Eso afectaría a cinco localidades y a más de un millón de personas. El riesgo no está conjurado, pero sí reducido. Una de las acciones inmediatas era dragar el río en cinco puntos críticos. Las obras ya comenzaron.

Durante este mes, ¿qué ha hecho por aliviar la inseguridad de los bogotanos?

Logramos que el Presidente de la República le entregara 600 nuevos policías a Bogotá. En el consejo de seguridad aprobamos la creación de un grupo élite para desmantelar las bandas dedicadas al hurto y al fleteo. Además, se intensificaron las acciones para recuperar espacio público y los controles en las zonas de rumba. Estas acciones, a las cuales les he hecho seguimiento semanalmente en el consejo de seguridad, contribuyen positivamente a mejorar la seguridad y la percepción de la misma.

¿Qué ha logrado en materia de movilidad?

Me he concentrado en trabajar con el director del IDU para que garantice que los contratos sigan su marcha, para recuperar el tiempo perdido y, específicamente, para que seamos capaces de tener listos para el mundial Sub-20 los carriles de Transmilenio. Le puedo asegurar que las vías van a estar transitables y la ciudad va a estar preparada. El resto se terminará de aquí al año entrante.

A usted sí le creo. ¿La 26 algún día se va a terminar?

(Risas.) El compromiso que hemos adquirido primero con los bogotanos y segundo con la Fifa y con los turistas es que los carriles exclusivos del Transmilenio que van por la 26 hasta el aeropuerto van a estar habilitados para el mundial. No van a estar listos ni los espacios públicos, ni el patio-garaje, ni todas las estaciones, ni otras obras. Pero la meta es que la ciudad pueda estar transitable para el mundial. De acuerdo con el nuevo cronograma que tiene el IDU, unas obras estarán listas en julio y las otras continuarán con su desarrollo.

Estarán listas las vías. ¿Pero qué le falta al Transmilenio fase III para que entre en funcionamiento?

La construcción de la fase III se le adjudicó a cinco grupos, por un valor de 1 billón 150.000 millones. Se han autorizado adiciones por más de 300.000 millones hasta el momento, y aún las obras no están terminadas. ¿Se imagina?

Le hago una pregunta concreta: ¿para la 26 usted autorizará más adiciones presupuestales?

Para serle sincera, además de los 300.000 millones, hay nuevas solicitudes de adiciones. Están siendo estudiadas por el director del IDU y los órganos de control para determinar si realmente se justifican y se ajustan jurídicamente.
¡Increíble! ¿Sigue adelante la adjudicación del recaudo del Sistema Integrado de Transporte?
Es un contrato importantísimo para que funcione el sistema. En este proceso se ha tenido el acompañamiento de la Procuraduría, al igual que en todos los proyectos que encontré.

Cuénteme un secreto, ¿algún día va a haber metro en Bogotá?

El compromiso del Presidente y del Gobierno Nacional es total. El metro hay que construirlo en Bogotá y, como alcaldesa, obviamente lo estoy apoyando.
Se lo pregunto porque Peñalosa no ha sido partidario y Petro dice que no es prioritario. Pero Gina Parody asegura que irá por la Boyacá, Galán ha mencionado el oriente y Luna la 68…
Le repito. Para el Gobierno Nacional el metro de Bogotá es una prioridad, pero tiene que quedar bien hecho. ¿Qué hice en este mes? Suspendí temporalmente la contratación de dos consultorías, porque en este momento está en curso un estudio sobre demanda del metro, por petición de Planeación Nacional, que debe terminar en julio. ¿Cómo se iba a contratar un estudio de ingeniería básica de diseño y uno sobre impacto ambiental, si todavía no se ha definido el trazado definitivo del metro? Se suspendieron temporalmente esas consultorías mientras se define un aspecto básico del metro: el trazado detallado de la ruta.

Caramba, sí que le ha rendido el tiempo. ¿No hay posibilidades de que usted se quede hasta diciembre?

Ni la más remota. Mi compromiso total está con el Ministerio de Educación, con el mejoramiento de la calidad y la reforma de la Ley de Educación Superior.

¿Tiene pensado por quién va a votar para alcalde?

Sí, pero no se lo puedo contar.

Entonces, yo tampoco. Pero por lo menos cuénteme qué consejo les va a dar…

Todos los candidatos son muy buenos y no requieren de ningún consejo. El único que les daría, no como alcaldesa encargada, sino como ministra de Educación, es que sigan con la política de asignar el mayor porcentaje de los recursos de inversión a la educación.

Notas Relacionadas






2 Comentarios


  1. Juan Andres

    Que si hay metro no hay metro, eso que lo decidan los expertos, lo unico cierto es que Bogota no tiene que sufrir más traumatismos…. pienselo bien.


  2. EDNA

    ESE METRO NO DEBE SER SUBTERRANEO, CÓMO PRETENDEN ROMPER A NUESTRA CIUDAD NADA MAS POR COSTOS ES COMPLETAMENTE IRRACIONAL. SERIA DE LAS PEORES DECISIONES QUE SE PODRIAN TOMAR.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *