Metro en Bogotá | Movilidad en Bogota
Metro en Bogotá

MOVILIDAD

Diciembre 26, 2012

Desconcierto por el lento arranque del sistema integrado de transporte

More articles by »
Written by: Metro en Bogotá
Etiquetas: ,

Con solo 26 pasajeros diarios por bus, nuevas rutas son criticadas por expertos y entes de control.

Poco a poco han ido apareciendo en Bogotá buses azules y rojos que circulan de un lado a otro, casi vacíos. La escena no solo ha inquietado a los ciudadanos, sino a entes como la Contraloría distrital y la Veeduría, que dudan de la sostenibilidad del Sistema Integrado de Transporte Público (SITP).

Desconcierto por el lento arranque del sistema integrado de transporte

El SITP pretende acabar con la guerra del centavo entre conductores que a toda velocidad compiten por recoger más pasajeros. También busca ponerle punto final al desorden de paradas y la mala calidad del servicio.

Entonces, ¿por qué los ciudadanos no se suben al bus? En primer lugar, las busetas tradicionales aún ruedan por las calles, hombro a hombro con los del nuevo sistema.

Adriana Córdoba, veedora distrital, considera también otros factores. “Nos preguntamos si es porque las rutas creadas no se hicieron con base en estudios de demanda, o si solo tiene que ver con los buses viejos que aún no salen, o si es un tema de pedagogía con los ciudadanos”, anotó.

Hasta ahora se han chatarrizado 1.046 vehículos del servicio público, de los 6.000 que aún deben salir de circulación, pero aún no se eliminan las viejas rutas y los usuarios continúan subiéndose a los destartalados colectivos.

Eso sí, la verdadera prueba de la penetración de las nuevas rutas solo se verá hasta mediados del 2013, cuando se den de baja 500 busetas para dar paso a 800 de las azules.

En segundo lugar, los usuarios del sistema han lidiado por seis meses con el uso de dos diferentes tarjetas para acceder al sistema: una roja o azul para entrar a las estaciones de TransMilenio de fases I y II y otra verde para la fase III y las rutas del SITP.

El problema es que Recaudo Bogotá y Angelcom, las empresas encargadas del recaudo, no han llegado a un arreglo jurídico y técnico para unificar el medio de pago. Tanto así, que el alcalde Gustavo Petro les dio un ultimátum para acelerar el proceso.

Según Diego Ardila, contralor distrital, la demora es injustificable: “La Administración cuenta con herramientas jurídicas para obligar a Recaudo Bogotá a integrarse”. Sin embargo, esa firma demostró que su sistema está en capacidad de leer las dos tarjetas, a diferencia de los torniquetes de fases I y II.

Todo esto ha llevado a los bogotanos a un frenesí de confusiones a la hora de intentar subirse a los buses. Algunos no saben dónde adquirir las tarjetas verdes Tu Llave, otros no conocen las rutas e incluso hay quienes no saben qué es el sistema integrado.

Al parecer, la campaña lanzada recientemente en medios masivos de comunicación no ha sido efectiva. “El mensaje no debe ser decirle a la gente por qué preferir el SITP, sino cómo transportarse en él”, señaló Eduardo Behrentz, experto en movilidad y medio ambiente de la Universidad de Los Andes.

Infraestructura y finanzas

Otra advertencia que hace la Contraloría es que solo en noviembre del 2013 estarán listos todos los paraderos cuya construcción se adjudicó por 7.200 millones de pesos hace un mes. Por eso, durante un año los pasajeros no contarán con la infraestructura adecuada para usar el sistema, salvo por unas señales que costaron 618 millones de pesos.

a esto se le suma la deficiencia de estacionamientos para los buses del sistema integrado. “Debería haber 60 patios, y aún no se inicia la construcción del primero”, observó la veedora. De hecho, Camilo Ospina, exministro de Defensa y actual vocero de los operadores de las rutas, reconoció que hay un “problema crítico de patios” y que no hay capacidad para los 11.000 buses que entrarán en el 2013.

De acuerdo con información proporcionada por TransMilenio, hoy el servicio recauda unos 100 millones de pesos diarios y ha registrado un promedio de 522.000 viajes desde el 29 de septiembre, cuando el sistema se inauguró. Esto quiere decir que cada vehículo apenas transporta un promedio de 26 pasajeros al día.

Estas cifras alertaron a Ricardo Bonilla, secretario de Hacienda, quien a inicios de noviembre aseguró que el Distrito perdía 1.000 millones de pesos semanales porque el recaudo es insuficiente para pagarles a los operadores, cuyas pérdidas son costeadas por las arcas del Distrito.

TransMilenio salió al paso y dijo que se trataba solo de unos 470 millones de pesos, contemplados en el plan financiero para llegar al punto de equilibrio en el 2016.

Subsidios misteriosos

Un punto álgido en las preocupaciones sobre el SITP tiene que ver con el origen de los recursos del subsidio del pasaje para personas con discapacidad y de la tercera edad. Según cifras oficiales, el costo de la rebaja de tarifas vale $ 177.735 millones al año y se abastece del fondo de contingencias y estabilización de tarifas de TransMilenio.

También depende de la negociación con los operadores del servicio, cuyo fruto no ha sido revelado.

La veedora Adriana Córdoba advirtió que ese fondo se agotará pronto: “Que se presenten las fuentes de financiamiento”.

Por su parte, la Contraloría Distrital también ha criticado que los estudios técnicos para la rebaja solo determinaron el monto que el Distrito debe conseguir, pero no quién ni cómo se conseguirán los recursos.

El Tiempo  23 Dic, 2012

Notas Relacionadas






3 Comentarios


  1. jalib

    Parece que la Administracion con el Tema del SITP va en dos vias una para mostrar y otra la que en realidad quiere esta Administracion de No hacer nada por la movilidad de esta ciudad
    Es indignante que Transmilenio haya permitido este desman de las DOS tarjetas de Recaudo Bogota y de Angelcom(que retrasa la implementacion del SITP), si la primera premisa de la Licitacion del Recaudo SIRCI fue la integracion tecnologica…Y son tan descarados de salir con todo este cuento…que pasa con el conocimiento tecnologico de la Administracion!!!


  2. Henry Ayala

    La respuesta que esperamos está en manos de la Secretaria de Movilidad, quien mejor que ella que fue directora de la interventoría del proyecto para pensar en una solución.
    Es irónico pero la gente reconoce más las rutas al Calima centro comercial que las rutas del SITP


  3. Henry Ayala

    Que se le puede pedir a esta administración, si resuelve los problemas de la ciudad de a uno, hasta que el alcalde de su visto bueno o cambie de parecer…
    Este importante proyecto requiere de mucha gestión, de publicidad seria, las rutas no son competitivas y la tarifa en hora pico menos… Robinson Díaz puede decir que es fabuloso, pero a la hora de utilizarlo la lógica de la gente dice otra cosa.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *