Metro en Bogotá | Movilidad en Bogota
Metro en Bogotá

MOVILIDAD

Junio 21, 2011

El escándalo de los Nule opacó otros retrasos en la calle 26

More articles by »
Written by: Metro en Bogotá
Etiquetas:

Los organismos de control y el IDU buscan determinar si se presentaron otras irregularidades.

Demoras, actualizaciones, prórrogas, millonarias adiciones y hasta fallas geológicas han puesto en ‘jaque’ en los últimos tres años la construcción de TransMilenio por la calle 26 en uno de los puntos más complejos y neurálgicos de Bogotá: el centro internacional.

Se trata del paquete de obras adjudicadas a finales de diciembre del 2007, por un costo inicial de 291 mil millones de pesos, y que debían ser entregadas el 17 de julio del año pasado, según el cronograma.

Los trabajos comprenden la calle 26, entre la carrera 3a. y la 19; la carrera 10a., entre calles 7a. y 32, y la estación subterránea del Museo Nacional.

Pero tras casi un año de retrasos, de adiciones por 60 mil millones de pesos y de prórrogas hasta por 15 meses, según el balance oficial conocido por EL TIEMPO.COM, esas intervenciones sólo estarán listas parcialmente en diciembre próximo.

Por ejemplo, la estación del Museo Nacional, clave para enlazar las troncales de la 7a. y la 10a., solo quedará lista en julio del 2012.

Este contrato está en manos de Constructora Bogotá Fase III, un consorcio integrado por Confase, el Grupo Odinsa, la Concesión Santa Marta Paraguachón S.A., Valores y Contratos S.A., Consultoría Colombiana S.A. y Construcorp S.A.

El escándalo desatado por la parálisis del Grupo Nule a comienzos del año pasado -en el tramo que tenían del Cementerio Central a la av. Boyacá- opacó los problemas en otros frentes de la calle 26.

Según las cifras, cuando los Nule cedieron sus obras a Conalvías, en marzo del 2010, apenas habían ejecutado el 8 por ciento de los trabajos.

Para esa época, pocos se fijaron en que el tramo localizado en el corazón del centro internacional de Bogotá -liderado por Confase y Odinsa-, iba apenas por el 10 por ciento.

Hoy, los organismos de control y el IDU ya buscan determinar si se presentaron irregularidades. De hecho, el consorcio ha radicado reclamaciones por 23 mil millones de pesos ante la entidad y se podría desatar un pleito jurídico.

Este jueves, el director (e.) del IDU, Héctor Jaime Pinilla, fue tajante: “Revisamos los informes del interventor -MAB, Latinoconsult y Yamil Montenegro- y hemos hecho unas mesas de trabajo. Estamos precisando el avance de la obra para determinar el grado de responsabilidad del contratista”.

Pinilla dijo que asuntos como el futuro de la 7a. y la estación del Museo Nacional, el Parque Bicentenario y fallas geológicas en la carrera 3a. con 22 han incidido en los atrasos.

Lo cierto es que, cuando los buses de TransMilenio rueden por la calle 26 en el segundo semestre del año, se encontrarán con un tramo en obra y deberán desviar su recorrido.

EL TIEMPO. COM se comunicó con Odinsa y Confase, pero algunos voceros dijeron que las firmas no iban a responder las preguntas de este diario.

Fuente: eltiempo.com

Notas Relacionadas






0 Comentarios


Se el primero en comentar!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *