Metro en Bogotá | Movilidad en Bogota
Metro en Bogotá

DESTACADAS

Noviembre 5, 2012

El plan B para las basuras

More articles by »
Written by: Metro en Bogotá
Etiquetas:

La explicación de la administración tras la advertencia hecha por la CAR

Al relleno Doña Juana le queda un año.

La hacienda Cruz Verde, un terreno de 184 hectáreas a 35 km de la capital, sería el nuevo lugar de disposición y aprovechamiento de las basuras que producen los cerca de 8 millones de bogotanos. Con capacidad para recibir 76 millones de metros cúbicos y una vida útil de entre 25 y 30 años, entraría en operación en 2013, junto a otro centro que estaría en un municipio al norte de la ciudad para tratar residuos orgánicos. Según los planes del Distrito, ambos se unirían al relleno sanitario Doña Juana, luego de que la Corporación Autónoma Regional (CAR) indicara que su vida útil es tan solo de un año.

Aunque no hay una fecha exacta de inicio de operaciones en la hacienda Cruz Verde, en el municipio de Bojacá (Cundinamarca), según la propuesta de la firma Coresa, propietaria del terreno, la adecuación y expedición de licencia ambiental podría tomar todo 2013, para empezar a recibir a final de año 2.000 toneladas diarias de basuras, especialmente del occidente de la capital.

Fredy Sáenz, gerente de Coresa, asegura que la empresa ya cuenta con la experiencia necesaria, pues en la crisis que vivió Cundinamarca por la disposición de basuras entre 2005 y 2006, esa firma se encargó de recibir las 45.000 toneladas de residuos de 22 municipios durante ocho meses. Así, Coresa tiene el terreno indicado, no afecta cuerpos de agua ni comunidades vecinas, pero está en busca de socios internacionales con quienes conseguir las tecnologías para el aprovechamiento de los desechos tal como lo plantea la administración con su política Basura Cero.

Precisamente, de la inversión en esta tecnologías depende gran parte de la tarifa que establecería la firma, lo cual se verá reflejado en la factura que pagan los bogotanos por el servicio de aseo. No se descarta que sea mayor a la que se paga al Centro de Gerenciamiento de Residuos (CGR), actual operador de Doña Juana, pero tampoco que sea una cifra muy elevada, pues debe ser competitiva, explica Sáenz.

Además, en el centro que la Uaesp proyecta en el norte, se tratarían gran parte del 60% de residuos verdes que forman las 7.500 toneladas de basuras diarias producidas por los bogotanos y se produciría abono a partir de éstos.

Esta es la idea que tiene la Uaesp para tratar las 6.300 toneladas de basura que diariamente llegan a Doña Juana, ya que las otras 1.200 toneladas que producen los bogotanos son aprovechadas por los recicladores de la ciudad. Pero más allá de los planes optimistas del Distrito, se trata de un proyecto polémico que pone sobre la mesa el lío de decidir qué hacer con los residuos.

¿Por qué conseguir nuevos rellenos y centros de aprovechamiento si apenas hace dos años fue adjudicada la licitación de $230 mil millones al consorcio CGR para operar Doña Juana? ¿Por qué no obligar a esta empresa a cumplir con las exigencias de la CAR y tramitar la licencia ambiental?

Las alarmas sobre la vida útil que le queda a este relleno se dispararon la semana pasada. El director de la CAR, Alfred Ballesteros, dijo que la corporación abrió un proceso sancionatorio de cerca de 5 mil salarios mínimos por el mal manejo de los lixiviados (líquidos de los desechos) en Doña Juana y que, además, el Distrito no ha tramitado la solicitud de licencia ambiental que permitiría ampliar el área para depositar los residuos en este lugar. El relleno podría haber sido cerrado, pero la ciudad habría quedado ad portas de una emergencia ambiental y sanitaria.

El anuncio de la CAR sonó como una alerta más en medio de los cuestionamientos que ha recibido la Uaesp, tanto por los despidos de técnicos expertos en el tema de basuras, como por haber entregado al Acueducto el servicio de recolección a partir del 18 de diciembre. Entonces, Henry Romero, director de la entidad, decidió hablar de la propuesta de Coresa para hacerle frente al problema de Doña Juana.

Al decir del funcionario, es necesario que la ciudad no dependa exclusivamente de un relleno, pues aun si se solicitara la licencia ambiental, esto no garantiza que la CAR la apruebe. “El relleno se acercaría cada vez más a la comunidad del Mochuelo. Tampoco se garantiza que el operador tenga la capacidad de controlar los lixiviados”, como ha pasado luego de los llamados de la corporación.

De cualquier forma, este ingrediente genera más polémica en momentos del revolcón que planea hacer la administración en este tema. Las dudas que quedan son: ¿Qué tipo de contratación se hará y por qué no hay más oferentes a la vista? Por si fuera poco, la Uaesp también debe concertar con el CGR la operación de un nuevo relleno, pues su contrato está contemplado por 20 años y, con los nuevos planes, la cifra de más de $34 mil millones anuales del manejo de Doña Juana se reduciría considerablemente.

El modelo de ciudad para los próximos 15 años

A pesar de que el Plan de Ordenamiento Territorial no ha sido presentado por la Alcaldía en el Concejo de Bogotá, ya fueron revelados los lineamientos principales de la idea del alcalde Petro para transformar la ciudad en los próximos tres lustros.

Peajes urbanos: los ciudadanos que se movilizan en carro particular deberán pagar por “contribuir al trancón”. La medida tendría un plan piloto en Galerías, Calle 72, Centro y el Restrepo.

Centro ampliado, hacia arriba: a los constructores se les dará vía libre para construir con la altura que deseen. Sin embargo, deberán entregar áreas, predios o dinero para construir vivienda de interés prioritario y habilitar espacios para zonas verdes.

Diversificación de zonas residenciales: para facilitar que los bogotanos trabajen cerca de su residencia, en zonas destinadas exclusivamente a la vivienda, se permitirá la creación de pequeños comercios.

Medio ambiente: se amplían las zonas protegidas de los humedales, nuevos parques y definición de linderos de los ríos y quebradas y la recuperación y estabilización de las zonas inundables.

El Espectador 05 Nov,2012

 

Notas Relacionadas






0 Comentarios


Se el primero en comentar!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *