Metro en Bogotá | Movilidad en Bogota
Metro en Bogotá

DESTACADAS

Diciembre 17, 2012

‘Hay un riesgo grande y lo asumo’: Petro sobre nuevo modelo de aseo

More articles by »
Written by: Metro en Bogotá
Etiquetas: ,

El Alcalde dice que el próximo martes muchas personas estarán buscando más fallas que éxitos.

El alcalde de Bogotá, Gustavo Petro, habló con EL TIEMPO sobre el nuevo modelo de recolección de basuras que se pondrá en marcha a partir de este martes, y que estará en manos de Aguas Bogotá, una filial de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado. (Lea: El modelo de aseo que se inicia en Bogotá este 18).

Foto : Universidad Nacional

Se asumió el 18 de diciembre como el ‘Día D’, con el cambio en el modelo de las basuras. ¿Está tranquilo con lo que va a ocurrir?

Poner ‘días D’ mueve a la Alcaldía, le da un dinamismo, pone a trabajar, despercude, como yo digo, y eso es importante porque las administraciones siempre terminan en las inercias, que matan, no producen nada y son negativas en cualquier tema. También poner ‘días D’ es peligroso para los que los ponen, porque se la juegan. Aquí se movieron todos los aparatos del Estado que tienen que ver con el control y la vigilancia y, en mi opinión, fue decepcionante, porque lo hicieron para favorecer los intereses privados de los operadores.

Los privados han dicho que pueden salir a recoger basuras e ir a depositarlas en Doña Juana, porque dicen que hay libre competencia, pero usted dice lo contrario. ¿No teme que se desate un conflicto callejero?

Si los operadores privados pasan a una especie de sedición, tomaremos las medidas que sean necesarias. La Policía debe garantizar que no haya bloqueo en el relleno y que allí solo entren las empresas que tengan autorización de la Uaesp.

Algunos le dan la razón en el reciclaje, en bajar las tarifas y en el modelo que busca proponer, pero le critican la manera en que lo ha hecho, sin consensos…

Quienes entraron a la Empresa de Acueducto de una manera desobligante fueron otros, y eso agudizó y polarizó la discusión que se llevaba hasta ese momento, y que era tranquila. El Acueducto había mantenido conversaciones con los operadores, les escuchábamos sus opiniones, así no las compartiéramos. Es decir, había un proceso muchísimo más tranquilo hasta que decidieron entrar al Acueducto y luego, de manera grotesca, grabar las conversaciones del Alcalde.

¿A qué atribuye todo esto?

A que el Estado, como lo he demostrado siempre, desde mis debates en el Congreso, está cruzado por lógicas diferentes. Hay intereses incrustados dentro del Estado que no necesariamente reflejan las decisiones desde el Gobierno.

¿No tiene ninguna preocupación frente a lo que viene con el nuevo modelo de basuras?

Sé cómo se crea una empresa, un proyecto; de hecho, no es muy diferente a lo que hemos hecho toda la vida, y eso tiene un elemento de riesgo grande. Aquí el que asume es el Alcalde, y así lo he afrontado. Lo asumo. El 18, una enorme cantidad de medios y de personas estarán buscando las fallas, no los éxitos, ocultando de paso las fallas actuales, porque la ciudad se está inundando de basuras y, sin embargo, eso no sale. Hay una actividad de ‘descreme’ del mercado porque se hace la recolección donde se garantiza la utilidad, pero en donde sale costoso eso no se garantiza, no hay recolección y se está vulnerando el derecho al saneamiento. El 18 sí habrá una visibilización de las fallas, que las habrá y que cada vez serán menores porque, precisamente, lo que se inicia el 18 será un procedimiento que se irá corrigiendo con la práctica, que cada vez será mejor y que en el corto plazo garantizará un mejor sistema de aseo.

Se ha dicho que el Acueducto no estaría en capacidad técnica de asumir este desafío…

El Acueducto es una empresa de servicios públicos de un siglo de existencia, con calificación triple A y solidez financiera calificada internacionalmente por las agencias de riesgo. Cuenta con experiencia en la comercialización, casa a casa, en una actividad más compleja que la del aseo y que es entregar agua potable. Si uno comparara el bagaje de esta empresa con el que tienen los actuales operadores, pues imagínese…

¿Usted no teme que el procurador Alejandro Ordóñez lo sancione por alguna irregularidad en todo esto?

Una destitución como golpe de Estado es lo que han venido buscando contra mí desde hace cuatro años. Dicen que me quiero volver la víctima, pero ¿cuál es la realidad? Cambiaron la Constitución en el Congreso para buscar mi inhabilidad.

¿Pero no tiene temor?

Ordóñez me dijo algo que yo repito: que el Estado debe tener posiciones diferentes en su interior, y eso es parte del pluralismo. Él me dijo que representa una, la que todos conocemos, y pues yo represento otra. Desde el punto de vista democrático, así no las compartamos, existen y no tienen por qué ser eliminadas. La eliminación de una posición dentro del Estado, que en este caso es de nueva izquierda y progresista, que llegó aquí por el voto popular, sería un mensaje fatal para la historia de Colombia. Lo que estarían diciendo es que no es posible el acceso pacífico al poder, que es por lo cual nosotros peleamos, que es la esencia de nuestro proceso de paz, por lo cual se hizo la Constitución de 1991.

Lo que más preocupa del esquema

La logística de la compleja operación y si el Acueducto y Aguas de Bogotá tienen la capacidad técnica y operativa para responder preocupa a expertos como Eduardo Behrentz y organismos de control. Critican la “improvisación” en la operación del reciclaje y la falta de una campaña que eduque a la gente. Además, se desconoce si habrá recicladores para todos los sectores y qué tan organizados están, si hay suficientes bodegas para comprar todo el material y a quién se le pagará la factura.

Usarán 380 volquetas y 4.800 operarios para aseo

La Empresa Aguas de Bogotá utilizará 380 volquetas para empezar la recolección de basuras y barrido de calles a partir del martes, mientras llegan a la ciudad las 160 compactadoras alquiladas en Miami y los primeros equipos recolectores y de barrido de los 275 comprados por la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá (EAAB) a Daewoo y Navitrans.

El empleo de volquetas para transportar basura, características de los municipios pequeños –varias de estas provienen de sitios de Santander y Córdoba–, aunque es criticado, no lo prohíben abiertamente las normas.

El decreto 3695 del 2009 –que acabó con la norma que exigía el uso de carros compactadores– se limitó a señalar que “el transporte debe realizarse en vehículos debidamente cerrados o cubiertos y adecuados para tal fin y que impidan el esparcimiento de los residuos y el vertimiento de líquidos”.

Por ello, estos carros irán ‘carpados’ y les están haciendo un sellamiento para que no escurran el líquido que genera la descomposición de las basuras, dijo uno operario de esta flota.

En cuanto al personal, el gerente de Aguas de Bogotá, Mario Álvarez, informó que Bogotá requiere un total de 4.800 operarios para cubrir la recolección, barrido y limpieza de la ciudad. A ese número hay que restarle, por ahora, los 700 trabajadores de Atesa, dado que esta firma tiene contrato con el Distrito hasta el 22.

Sin embargo, el Distrito espera que estos trabajadores ingresen a la nómina de Aguas de Bogotá. Para el pasado viernes, un total de 9.224 personas se habían inscrito, resultado de las convocatorias para prestar este servicio. Hasta el viernes, 1.500 personas estaban listas para empezar. Álvarez confía en que toda la planta esté preparada el lunes. “Esperamos incorporar a los trabajadores de las empresas de aseo privado, que son la prioridad y tienen experiencia”, dijo Suárez. Si no llegan, recurrirán a la lista de inscritos.

El personal de recolección vestirá overol verde, con el logotipo de la rana del Acueducto, mientras que los recicladores lucirán uno de color azul.

El Tiempo  15 dic, 2012

 

Notas Relacionadas






Un comentario


  1. Henry Ayala

    Señor alcalde, todavía no sabemos en que Baktún pasará a recoger la basura en el centro oriente y en que otro Baktúm pasará la ruta de reciclaje, avísenos hoy antes de finalizar la tarde… por favor



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *