Metro en Bogotá | Movilidad en Bogota
Metro en Bogotá

DESTACADAS

Marzo 3, 2014

La gobernabilidad de Petro

More articles by »
Written by: Metro en Bogotá
Etiquetas: ,

Llevar las riendas de la capital del país no ha sido nada fácil desde que la Procuraduría lo destituyó, con todo y la batalla que ha emprendido para quedarse.

Gustavo Petro llegó a la Alcaldía de Bogotá bajo la promesa de representar un aire nuevo que rompería con la “política tradicional” y las “mafias”. Hay que reconocerlo: recibió una ciudad resquebrajada. Por un lado estaba la corrupción al rojo vivo, representada por el carrusel de la contratación que dejó a la ciudad con una malla vial deplorable, con un Transmilenio a medias y con la confianza de los ciudadanos rota. Por otro lado estaban la burocracia y las dificultades inherentes a gobernar. Pero, al mismo tiempo, la capacidad de Petro para gobernar a Bogotá ha sido puesta en duda seriamente. Al punto que será evaluada en las urnas el próximo 6 de abril.

En la noche del viernes pasado, Petro volvió a liderar una manifestación pública a su favor. / Alcaldía de Bogotá

En la noche del viernes pasado, Petro volvió a liderar una manifestación pública a su favor. / Alcaldía de Bogotá

El alcalde esgrime resultados con orgullo, como haber reducido la tasa de homicidios, la mortalidad infantil o que, en 2013, ningún niño menor de 5 años murió por desnutrición. Sin embargo, desde que fue destituido e inhabilitado por la Procuraduría el pasado 9 de diciembre, una cosa se ha hecho evidente: que gobernar a Bogotá se le hace cada vez más difícil. Ya lo admiten abiertamente escuderos suyos, como la secretaria general de la Alcaldía, Susana Mohamad. Quiéralo o no, Petro se encuentra hoy en un limbo que afecta su legitimidad.

El Espectador le presenta a continuación cómo le ha ido, desde esa fecha, en temas neurálgicos para su administración, como manejo del Concejo, seguridad y movilidad.

Tres meses de discursos

Desde que el alcalde Gustavo Petro fue sancionado por la Procuraduría ha convocado en siete oportunidades a la gente a la Plaza de Bolívar. En sus discursos, sin embargo, se han visto cambios importantes. En la primera alocución, que dio horas después de su destitución, estaba tan desencajado que llegó a acusar a Ordóñez de ser un “continuador (…) de quienes levantaron las sierras eléctricas”. Tal mención nunca volvió a hacerse.

Uno de los giros más sorprendentes fue el relacionado con dos hombres claves en el cartel de la contratación: Emilio Tapia (hoy detenido) y Manuel Sánchez. Ambos pasaron de ser acusados por el propio Petro de estar involucrados en uno de los más grandes escándalos de corrupción en Bogotá de las últimas décadas, a ser considerados públicamente por Petro como testigos claves del complot que supuestamente los operadores privados de aseo tejieron para sabotear su programa ‘Basura Cero’.
Petro solía referirse a los periodistas despectivamente, acusándolos de formar parte de una “gran prensa” que buscaba desprestigiarlo, pero en una de sus últimas apariciones aseguró que entendía que una cosa eran los reporteros y otra los dueños de los medios. Igualmente, señaló que el 29 de enero el procurador publicaría el edicto con el que se confirmaría su destitución y que, entonces, el 30 de enero dejaría de ser alcalde. El pasado viernes, sin embargo, con un escenario legal que parece estar mucho más en su contra, Petro aseguró que no renunciaría. “Ese regalo no se lo damos”.

Una derrota en el Concejo

Tan solo nueve días después de que la Procuraduría anunciara la destitución del alcalde, el cabildo distrital aprobó lo que para el entonces secretario de Gobierno, Guillermo Alfonso Jaramillo, era  un “regalo de aguinaldos para el alcalde”: la transformación del Fondo de Prevención y Atención de Emergencias (Fopae) al Instituto de Gestión del Riesgo y Cambio Climático.

En ese momento, la administración estaba cerca de lograr las mayorías en el Concejo, pero, desde la misma bancada del partido Verde (partido que se fusionó con el movimiento del alcalde en septiembre de 2013) advertían que iba a ser difícil consolidar un bloque fuerte de gobierno. “Hacer coalición para rodear un gobierno que está punto de caerse, o para defenderlo de un arbitrariedad”, era el dilema que planteaba Antonio Sanguino.

La prueba de fuego del proyecto de coalición, que lideró el mismo Sanguino  junto a Jaramillo, era la elección de la mesa directiva del Concejo. El gobierno Petro perdió. El liberal Miguel Uribe, consolidado opositor de la administración, se alzó con la presidencia y derrotó la aspiración del alcalde.

“El costo político que debían asumir los sectores de la U y Cambio Radical al decir que se iban a las toldas de Petro era muy alto. No lo iban a hacer por convicciones y, aún si el acalde quisiera, no  había forma de negociar con ellos pues no había ni siquiera burocracia para ofrecer, por ley de garantías y porque el gobierno es inestable jurídicamente”, dijo en enero el oficialista Carlos Vicente de Roux.

Sin mayorías, va a ser muy difícil para  la administración sacar adelante con prontitud proyectos claves para cumplir el programa de gobierno: la modernización (reforma) tributaria, la Secretaría de Seguridad y las vigencias futuras para el pago de las grandes obras.

Los debates por la movilidad

Al día siguiente del anuncio de destitución, el alcalde Petro anunció en el balcón del Palacio Liévano la firma de dos importantes decretos para la movilidad de Bogotá. Por una parte, se refirió al documento en que quedaría consignada la ubicación de las estaciones del metro para congelar los precios de los predios del sector y controlar la especulación. A los siete días cumplió esta promesa y dejó lista la medida.

El 17 de diciembre también dejó listo el decreto con el que autorizó el subsidio a la población con Sisbén de los estratos 1 y 2. El jueves pasado Petro hizo la entrega de las primeras 500 tarjetas en la localidad de Suba y ahora sus beneficiarios se subirán al Sistema Integrado de Transporte Público por $720 en hora valle y $1.020 en hora pico.
El año 2013 terminó con la presentación que hizo Petro de una nueva máquina para tapar los huecos de la ciudad en tan sólo 15 minutos. Pero la empresa Green Patcher, a la que el Distrito le entregó el contrato, no pudo comenzar la anunciada tarea porque no tiene la póliza de seguro necesaria. Hace dos semanas, los entes de control criticaron que no se hubiera hecho una licitación y se entregara el contrato directamente a una empresa.

Uno de los cambios que más había anunciado el Distrito era la medida de Pico y Placa durante todo el día en el centro de la ciudad, excepto para aquellos carros que llevaran tres ocupantes. Pero después de tanto bombo y pese a haber sido anunciada para el 18 de febrero, cinco días antes Petro dijo que esta modificación no se llevaría a cabo, sin mayor explicación. Al día siguiente la Secretaría de Movilidad explicó que la medida sólo se había suspendido y que esperaba hacer mayor pedagogía.

También en febrero, Transmilenio volvió a ser objetivo de críticas, pues además de las denuncias de mujeres acosadas en los buses articulados, los usuarios hicieron bloqueos en el portal Américas y en la troncal de la avenida Suba. Los ciudadanos expresaron sus quejas por la larga espera en algunas estaciones para que lleguen los buses y el viernes volvieron a manifestarse. El Distrito anunció la llegada de 180 buses y aumentó el comienzo de operación en Américas a las 4:30 a.m. Petro, en su discurso del viernes en la Plaza de Bolívar, no descartó motivaciones políticas ante estos hechos.

Por otra parte, la Cámara Colombiana de la Infraestructura generó polémica al cuestionar la ejecución del presupuesto de la administración en las obras de la ciudad y reclamar que la troncal de Transmilenio en la avenida Boyacá no se construya como estaba proyectada con intervención en todos los carriles del corredor. No obstante, Petro siempre ha reiterado que la nueva troncal se hará interviniendo sólo el carril central para el sistema y con los requisitos necesarios, contrario a lo ocurrido en la calle 26.

Notas Relacionadas






0 Comentarios


Se el primero en comentar!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *