Metro en Bogotá | Movilidad en Bogota
Metro en Bogotá

DESTACADAS

Octubre 23, 2013

¿Ordóñez destituirá a Gustavo Petro de la Alcaldía?

More articles by »
Written by: Metro en Bogotá
Etiquetas: ,

n Palacio Liévano hay pesimismo. Lea cuál es el análisis que se está haciendo en la Procuraduría.

Con el cierre de la investigación disciplinaria que cursa en su contra en la Procuraduría General de la Nación, la suerte del alcalde de Bogotá, Gustavo Petro, está echada.

petro

La cuenta regresiva para conocer el fallo del organismo de control –que lo investiga por las presuntas irregularidades del nuevo modelo de basuras– ha empezado. Y la primera consecuencia es una cascada de especulaciones sobre el futuro de la ciudad a corto plazo, dependiendo de la decisión que tome Alejandro Ordóñez.

En el palacio Liévano hay pesimismo e incertidumbre entre algunos funcionarios, quienes ya tocaron las puertas de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos para reclamar la atención internacional. Por su parte, los petristas están a la expectativa y vienen siendo convocados a marchas a favor del mandatario en las próximas semanas.

Aunque las coyunturas son totalmente distintas, lo que empieza a vivir Bogotá se asemeja a lo ocurrido durante el primer semestre del 2011, cuando los habitantes se preguntaban insistentemente por la suerte que correría Samuel Moreno Rojas. El entonces alcalde, del Polo Democrático, fue suspendido por el descalabro en las obras públicas en mayo del 2011, y, posteriormente, en septiembre de ese mismo año, un juez lo envió a la cárcel por el ‘carrusel’ de la contratación.

¿Será destituido?

Dos años después y tras el fin de la etapa investigativa en la Procuraduría, al mundo político y a la ciudadanía los asalta la misma duda de aquel entonces: ¿qué va a pasar ahora?

“No he escuchado una sola versión de que el fallo va a ser absolutorio. Lo que pasa es que en manos de este Procurador no hay opción de que haya imparcialidad”, dijo Guillermo Asprilla, exsecretario de Gobierno, destituido por la Procuraduría y hombre de confianza de Petro. Agregó que una eventual destitución del mandatario configuraría “la crisis más grande de la democracia colombiana desde 1991” y anotó que sería “la madre de todas las injusticias”.

Pero ¿qué tan probable es, desde el punto de vista jurídico, que el alcalde Petro sea destituido? Un análisis del pliego de cargos expedido el pasado 20 de junio por el procurador delegado Juan Carlos Novoa Buendía –quizá el principal pupilo del procurador Ordóñez en sus épocas en la Universidad Santo Tomás de Bucaramanga– arroja muchas luces y da pistas.

A lo largo de las 259 páginas queda claro que el organismo de control tiene elementos suficientes para que el Alcalde sea retirado de manera definitiva de su cargo, pues considera sus tres faltas como “gravísimas” y dos de ellas cometidas a título de “dolo”. Todo a causa de las presuntas irregularidades cometidas en el nuevo esquema de recolección de las basuras, vigente desde el 18 de diciembre del año pasado. Petro es considerado el “determinador” de esto.

En concreto, la Procuraduría afirma que el mandatario ordenó que la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá (EAAB) y su filial, Aguas de Bogotá, asumieran la prestación del servicio de aseo sin tener la experiencia y la capacidad requeridas. Eso provocó una crisis durante los días 18, 19 y 20 de diciembre del 2012, cuando muchas zonas de Bogotá se vieron inundadas de bolsas de basura y se dispararon las quejas de la ciudadanía. Igualmente, el mandatario es cuestionado por haber autorizado volquetas ante la falta de compactadores, lo cual –a juicio del organismo de control– “originó un riesgo grave para la salud humana de los habitantes”.

“Hubo fallas gerenciales, pero difícilmente se pueden convertir en faltas disciplinarias”, aseguró el concejal Carlos Vicente de Roux, de Progresistas. “Forzando las cosas, quizá pueda darse una suspensión del Alcalde, pues no hay fundamento para comprobar que hubo dolo en sus conductas”, añadió.

El factor Ordóñez

¿Se le medirá el Procurador a la destitución de Petro? ¿Tiene el arrojo para ello? Si algo se ha comprobado recientemente es que a Ordóñez no le tiembla el pulso y ha sancionado a decenas de congresistas (22), gobernadores (16) y alcaldes y exalcaldes (más de 800). Su firma enterró, por ejemplo, la posibilidad de que figuras como Piedad Córdoba y el exalcalde de Medellín Alonso Salazar ejerzan cargos públicos.

Al hablar de una eventual suspensión o destitución, Antonio Navarro Wolff, líder de Progresistas y quien acompañó al Alcalde en el arranque de su gabinete, afirmó que “aunque es muy difícil especular, evidentemente podría pasar algo y hay rumores”. “Pero más que arrojo o no de Ordóñez, el punto es si es correcto destituir a una persona por falta de planeación, aunque el Código Disciplinario lo permita. En el caso de la Alcaldía de Bogotá no se pone en duda la transparencia de la gestión, sino la presunta falta de planeación”, manifestó Navarro Wolff.

Dijo que Progresistas, por ahora, no ha discutido qué hacer ante una destitución de Petro, teniendo en cuenta que la ciudadanía, en ese caso, sería convocada a elecciones atípicas para escoger a su sucesor(a) por dos años. En caso de una suspensión, Progresistas enviaría una terna al presidente Juan Manuel Santos, de donde saldría el reemplazo temporal del Alcalde.

Sin duda, una suspensión o destitución del alcalde Petro causaría un trauma político en Bogotá, que vería caer a un segundo alcalde en dos años y cuya salida podría incluso tener algún efecto en las elecciones del 2014.

El exalcalde Jaime Castro, uno de los principales opositores de Petro, dijo, sin embargo, que esto no tendría problemas para la ciudad.

“Al contrario. Esta Administración no tiene brújula. Con las renuncias constantes, este gobierno se desmorona como un terrón de azúcar –sostuvo Castro–. Hay una frase del exalcalde de Nueva York Michael Bloomberg que le cae como anillo al dedo a Petro por esta época: ‘A los alcaldes no nos corresponde hacer ideología, sino recoger las basuras’ ”.

El Tiempo

Notas Relacionadas






2 Comentarios


  1. Henry

    Petro es como en los juegos infantiles, una niña …. dando quejas, reclamando favoritismos ventajosos y ahora pidiéndole al Imperio que contraataque por el… siendo lo que es y nunca ha cambiado, un guerrillero, sigue igual queriendo pasar por alto las normas, las leyes y ahora también a la autoridad, al país y hasta a la lógica… cuando se ha visto que supuesta mente los ex M -19 eran ciudadanos comunes y corrientes solo mientras se les deja hacer lo que les viene en gana y cuando se les piden cuentas vuelven a ser guerrillos con prebendas.
    O son una cosa o no la otra o no son nada.
    Que lo destituyan por su incapacidad administrativa, que mas motivos quieren.


  2. dejen que Petro trabaje, no es que sea muy bueno, e improvisa mucho, pero peor le va a Bogota si lo sacan, no sacaron a Samper, que le hizo tanto daño al pais, detrás de sus espaldas, y ellos piensan que el pueblo es bobo, bueno en cierta forma si es bobo, *SIGUEN VOTANDO*, pero bueno político que se respete tiene que robar. es increíble que ya nadie siente temor de Dios. claro como son Católicos y los Católicos no leen la Biblia, y piensan que con un par de padrenuestros y un par de avemarias van a ser salvos jajaja, lean la Biblia y verán lo que les corre pierna arriba.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *