Metro en Bogotá | Movilidad en Bogota
Metro en Bogotá

DESTACADAS

Noviembre 15, 2013

¿Qué tanto se ha cumplido la principal promesa de Petro?

More articles by »
Written by: Metro en Bogotá
Etiquetas:

Durante la semana ha trascendido el debate sobre la supuesta baja ejecución de la Secretaría de Educación en la construcción de colegios, jardines y otra infraestructura necesaria para cumplir las promesas que, en campaña y en el plan de desarrollo, hizo el alcalde Gustavo Petro.

La discusión es de gran importancia pues en 2014, como en los dos años anteriores, la cartera de Educación contará con el mayor presupuesto en comparación con las otras secretarías y dependencias del Distrito.

El concejal Juan Carlos Flórez y el secretario de Educación Óscar Sánchez exponen sus puntos de vista sobre el cumplimiento de las metas que se trazó la administración distrital en el sector educativo.

El concejal Juan Carlos Flórez y el secretario de Educación Óscar Sánchez exponen sus puntos de vista sobre el cumplimiento de las metas que se trazó la administración distrital en el sector educativo.

El Espectador invitó al concejal Juan Carlos Flórez, el principal denunciante de la supuesta baja ejecución, a que explicara las razones de lo que él considera el fracaso gerencial de la Secretaría de Educación. Pero también, le pidió al secretario Óscar Sánchez que respondiera las acusaciones.

Gran descalabro gerencial en educación en Bogotá: Juan Carlos Flórez, concejal.

De los 30 colegios y 190 jardines que debe construir, de acuerdo al plan de desarrollo, la Secretaría no ha entregado ni uno solo.

El alcalde Petro acaba de anunciar un incremento en el presupuesto de 2014 para el sector de educación, esta vez destinado a la construcción de sedes universitarias. Esta nueva promesa se suma a la construcción de 100 nuevos colegios y de 1.000 jardines infantiles, anuncios que, luego de dos años de haber sido elegido, se han quedado en el mundo de las ideas. Las obras no se ven y los recursos, aunque están disponibles, no los ejecutan.

La jornada única, que permitiría a los estudiantes de nuestros colegios públicos estudiar el mismo número de horas de los colegios privados, es la transformación que más necesita nuestro sistema educativo. Según la Veeduría Distrital, la brecha en primaria entre un colegio de élite y un colegio oficial es de aproximadamente 10 horas semanales; en secundaria es de aproximadamente 6 horas semanales. Esto lo entendió el alcalde en campaña y por eso prometió la construcción de 100 nuevos colegios, necesarios para poner en marcha la jornada única. Por desgracia, por miedo al desafío gerencial que esto significaba, la secretaria de educación redujo la meta prometida de 100 colegios a sólo 30. Para comparar, el secretario de educación de Garzón construyó más de 40 colegios nuevos.

Hoy, de esos 30 colegios nuevos, no hay uno solo entregado y el único que está en construcción efectiva, en Usme, aún está en obra negra.

De los 4 colegios nuevos que debía construir en 2012 y 19 en 2013, ninguno está entregado. Están en obra también 6 colegios en restitución: INEM Francisco de Paula Santander – Kennedy, Antonia Santos – Los Mártires, Cultura Popular – Puente Aranda, Bernardo Jaramillo – Tunjuelito, Jorge Eliecer Gaitán – Barrios Unidos y Benjamín Herrera – Puente Aranda.

El gran descalabro se refleja en la incapacidad para hacer trabajar los recursos. El 71.5% del presupuesto para construcción de colegios nuevos entre 2012 y 2013 no se ha ejecutado. Aunque en 2012 y 2013 se asignaron 375.113.836.928 pesos, a 30 de septiembre no están ejecutados 268.209.995.815 pesos[1].

De los 24 colegios que quedaron inconclusos en otras administraciones, solo hay uno listo, el T. C. de Mosquera, en Engativá; un colegio de la época de Garzón, y que el actual gobierno presenta como suyo. Aunque en 2012 y 2013 se asignaron 103.221.286.696 pesos para el cumplimiento de esta meta, a 30 de septiembre estaban sin ejecutar 85.872.222.614 pesos. Eso significa que el 83.2% del presupuesto está sin ejecutar.

Pero el problema no sólo radica en la parálisis de los colegios. De los 190 jardines que debe construir, de acuerdo al plan de desarrollo, la secretaría no ha entregado ni uno solo. Recordemos que el alcalde prometió la construcción de 1000 jardines.

De 1.018 aulas de jardines infantiles proyectadas para construir entre 2012 y 2013, sólo se han entregado 18, ninguna de ellas en jardín nuevo. Para estos objetivos se asignaron 182.298.534.000 pesos para los dos años.

En 2012 la meta no reportó avances, ni ejecución de presupuesto. A septiembre de 2013, la ejecución presupuestal para la construcción de aulas sólo alcanza el 3.7%. Entre 2012 y 2013, la secretaría no ejecutó 175.556.981.903 pesos, 96.3% del presupuesto asignado.

El único jardín que ha sido entregado por la secretaría fue construido principalmente con recursos de administraciones anteriores. Este jardín, el San Rafael en Kennedy, fue inaugurado el 5 de mayo de 2013. Sin embargo, el grueso de la obra ya existía. La inversión de esta administración se concentró en acabados.

Así las cosas, en la secretaría de educación se repite el mismo modelo perverso del Acueducto con el aseo y de la secretaria de integración con los comedores. Se le entregan proyectos de gran envergadura a funcionarios de gran oratoria y poca experiencia gerencial. Estos barren sus errores debajo de la alfombra, maquillan cifras y, al final, llega el gran descalabro.

Duele en el alma, que teniendo los recursos más grandes de la historia, la Secretaría de Educación nos entregue tamaño desastre.

[1] Cifras con base en el SEGPLAN, PREDIS y Contratación a la vista.

En infraestructura educativa, nunca se había hecho lo que ha hecho el gobierno actual: Óscar Sánchez, secretario de Educación

La verdad sobre los colegios, jardines infantiles, sedes universitarias y obras de adecuación que se comprometió el gobierno a adelantar en el plan de desarrollo es otra. La ejecución en obras a diciembre de 2013, incluyendo procesos en curso, estimada en $413.500 millones es mucho más de lo que cualquier gobierno anterior ha invertido en sus primeros 2 años.

También, se ha viabilizado el 100% del suelo requerido para construir los colegios y universidades del plan y el 65% del que se requiere para los jardines infantiles. El suelo para educación se incrementará en 184.243 m2 en zonas deficitarias de la ciudad.

Pero hay otros resultados: 96 adecuaciones (comedores escolares, laboratorios, aulas, cubiertas, canchas deportivas, baterías sanitarias) han sido entregados a las comunidades a noviembre de 2013. Otras 230 obras serán entregadas a julio de 2014.

Además, 66 colegios y 125 jardines están avanzados*, cuentan con los recursos y están dentro de los plazos para ser inaugurados en el gobierno actual (inaugurados, en construcción o en preinversión para antes de diciembre de 2015). Los restantes para completar la meta del plan se podrían entregar entre 2015 y 2016, aunque están sujetos a la apropiación del presupuesto requerido.

Pero hay otros resultados. Por ejemplo, dos sedes universitarias se entregarán en 2015 y ya se han adelantado 60 procesos de selección para diseño, construcción e interventoría. Todo esto es mucho más de lo que cualquier gobierno anterior ha estructurado y adjudicado en sus primeros 2 años.

En esta administración no se han abierto procesos sin licencias de construcción y demás requisitos legales. Y la industria de la construcción reconoce la calidad y transparencia del trabajo de la SED, que se refleja en un 300% de aumento en la cantidad de oferentes por proceso.

El Espectador

Notas Relacionadas






Un comentario


  1. Flores no se cansa de criticar y no hacer nada, haga algo pero si no deja gobernar como se va hacer algo, samuel hizo de todo pero para robar a la ciudad y ahi si nadie critico ni denuncio como Petro si es honesto y no les esta dando tajadas



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *